Per poder veure correctament aquest missatge faci click aquí
cabecera
 
 

NOVETATS LEGISLATIVES DEL BOE DEL 19 AL 23 D’ABRIL DE 2019

Laboral

Observatorio de Salud de las Mujeres
Orden PCI/462/2019, de 17 de abril, por la que se publica el Acuerdo del Consejo de Ministros de 1 de marzo de 2019, por el que se crea el Observatorio de Salud de las Mujeres.
(BOE, 23-04-2019)

Revisión salarial para el año 2019 del Convenio colectivo nacional para las industrias de hormas, tacones, cuñas, pisos y cambrillones de madera y corcho
Resolución de 4 de abril de 2019, de la Dirección General de Trabajo, por la que se registra y publica la revisión salarial para el año 2019 del Convenio colectivo nacional para las industrias de hormas, tacones, cuñas, pisos y cambrillones de madera y corcho.
(BOE, 22-04-2019)

Mercantil, Civil i Administratiu

Euro
Resolución de 18 de abril de 2019, del Banco de España, por la que publican los cambios del euro correspondientes al día 18 de abril de 2019, publicados por el Banco Central Europeo, que tendrán la consideración de cambios oficiales, de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 36 de la Ley 46/1998, de 17 de diciembre, sobre la Introducción del Euro.
(BOE, 23-04-2019)

Resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 4 de abril de 2019
Resolución de 8 de abril de 2019, de la Dirección General del Tesoro y Política Financiera, por la que se publican los resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 4 de abril de 2019.
(BOE, 22-04-2019)

Resultados de las subastas de Letras del Tesoro a tres y nueve meses correspondientes a las emisiones de fecha 12 de abril de 2019
Resolución de 11 de abril de 2019, de la Dirección General del Tesoro y Política Financiera, por la que se publican los resultados de las subastas de Letras del Tesoro a tres y nueve meses correspondientes a las emisiones de fecha 12 de abril de 2019.
(BOE, 22-04-2019)

Resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 11 de abril de 2019
Resolución de 15 de abril de 2019, de la Dirección General del Tesoro y Política Financiera, por la que se publican los resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 11 de abril de 2019.
(BOE, 22-04-2019)

https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/23/
https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/23/index.php?d=97&s=3

https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/22/
https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/22/index.php?d=96&s=3

https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/20/
https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/20/index.php?d=95&s=3

https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/19/
https://www.boe.es/boe/dias/2019/04/19/index.php?d=94&s=3



RECULL DE PREMSA DEL 19 AL 23 D’ABRIL DE 2019

Fiscal

Fragilidad de las finanzas autonómicas
Esta es la principal conclusión de un estudio sobre Las finanzas autonómicas en 2018 y entre 2003 y 2018 elaborado por Ángel de la Fuente, experto en financiación autonómica de Fedea y el Instituto de Análisis Económico (CSIC). Según el análisis de tallado del último ejercicio presupuestario de las comunidades, estas presentan "una situación similar en muchos aspectos a la observada en 2003 pero también bastante más frágil ante un posible cambio de ciclo".

Esta fragilidad, radica según De la Fuente, en el elevado stock de deuda que han acumulado la mayor parte de las autonomías y el hecho de que la mejora del saldo presupuestario autonómico que se ha registrado en los últimos años "se apoya en factores anómalos y difícilmente sostenibles". Se refieren con ello a una inversión atípicamente baja y fuertes subvenciones a los intereses a través del Fondo de Liquidación Autonómica (FLA) y otros mecanismos estatales de liquidez.

Así, este trabajo alerta, por ejemplo, de que las partidas de inversión, aunque muestran síntomas de recuperación, "continúan en un nivel insosteniblemente bajo". Por ello, su elevación futura presionará al alza los déficits autonómicos de los próximos ejercicios.

Si bien, dicho esto, es cierto que se ha producido una normalización de las finanzas autonómicas, lo que ha supuesto un "alivio" tras los años de la crisis económica. Pero precisamente, esos ejercicios de recesión han dejado a las autonomías "en una situación bastante más frágil" que la de partida de este estudio (2003). Esto --advierte De la Fuente-- que existe un margen de maniobra limitado si los síntomas de desaceleración que se observan en los últimos meses se confirman y acentúan en los próximos trimestres".

Para De la Fuente "quizás lo más preocupante a medio y largo plazo es que la deuda autonómica, medida en relación con la renta nacional, se ha multiplicado por cinco en menos de una década". Aunque en los últimos años de recuperación se ha estabilizado en el entorno del 25%.

Los datos que utiliza este experto provienen de las cuentas regionales que elabora la Intervención General de la Administración del Estado (IGAE) de 2019 y en particular de las series desagregadas por comunidades autónomas que publica este organismo. La elección del año 2003 para hacer el balance obedece a que fue el primer año en el que todas las comunidades fueron responsables de la gestión de la sanidad durante un ejercicio concreto. Y, posteriormente, no ha habido grandes traspasos de competencias que hayan condicionado la financiación.

Las cuentas públicas han mejorado sus resultados respecto al año anterior en todas las comunidades autónomas, salvo en el País Vasco, Baleares, Navarra y la Comunidad Valenciana. Además, trece de ellas cumplieron el objetivo de déficit y dos más se quedaron a solo unas centésimas de hacerlo, dejando solo a la Comunidad Valenciana y Murcia con déficits muy superiores al objetivo.

En términos generales, la mejora del saldo presupuestario proviene en primer lugar del fuerte crecimiento de los ingresos con la recuperación económica, pero hay también una contribución significativa de las partidas de gasto, que crecen a un ritmo inferior al PIB y por lo tanto pierden peso en este agregado, según Fedea.

En cuanto a su endeudamiento, entre 2003 y 2018 todas las autonomías han incrementado su deuda, en especial durante la crisis económica, pero hoy en día se mantienen grandes diferencias entre ellas. Así, las regiones menos endeudadas respecto a su PIB son Madrid, Canarias, Navarra y País Vasco. Mientras que la más endeudada es, con diferencia, la Comunidad Valenciana, cuya deuda se sitúa "por encima de un preocupante 40%", advierte este experto.
(Expansión, 22-04-2019)

El 71% de los contribuyentes se fían del borrador
De hecho, el 77,2% de los contribuyentes afirma que ha recibido información suficiente sobre este importante documento a través del cual se determina el IRPF que cada uno de ellos debe al erario, y que este año se puede presentar hasta el 26 de junio para declaraciones a ingresar y hasta el 1 de julio para las demás. Pero lo que realmente parece faltar es la formación, ya que más de la mitad admite no tener los conocimientos fiscales necesarios para cumplimentarla. Así, la gran mayoría se fía de los datos que encuentra en el borrador que le entrega Hacienda y cuatro de cada 10 presenta la declaración personalmente, sin pedir ayuda a nadie. Este es el perfil mayoritario del contribuyente frente al acontecimiento tributario anual más trascendente, según una encuesta del comparador bancario iAhorro a más de 3.000 personas en todo el territorio español.

“¿Qué dificultades se encuentra a la hora de hacer la declaración?”, preguntaron a los participantes del estudio. El 56,2% contestó que no tiene suficientes conocimientos fiscales. Por rangos de edad, el porcentaje más alto –65,2%– se encontró entre los más jóvenes, de 18 a 24 años, seguidos por los de entre 35 y 44 años (63,2%). “Me parece difícil”, respondió otro 33,2%, y “No me fio de los datos de la Agencia Tributaria”, indicó el restante 10,6%.

“Todo ello denota claramente el déficit en formación financiera, incluso en temas básicos como puede ser la cumplimentación de una declaración sencilla”, constata Antonio Gallardo, experto en finanzas. Los encuestados indicaron también cómo o dónde, en su opinión, se debería aprender todo lo relacionado con la Renta. Para casi un tercio de ellos, sería en la educación secundaria, mientras que el 28,2% cree que debería ser la Agencia Tributaria quien se debería encargar de lanzar planes informativos más completos sobre esta materia. El 21,9% considera que esta formación podría ser impartida a sus trabajadores por las empresas. Por el contrario, el quinto remanente sostiene que cada ciudadano es responsable de su propia formación.

Pese a las dificultades que encuentra, el 43% de los contribuyentes presenta personalmente su propia declaración a través del servicio de tramitación del borrador. Es decir, ni pide cita en la Agencia Tributaria (lo que sí hace el 28,8%), ni encarga la declaración a un amigo o un familiar (opción escogida por el 19,6%), ni contrata a un profesional con este objetivo, como dice el 8,2%. Los que más autonomía reivindican son los contribuyentes de entre 45 y 55 años de edad (69,2%), seguidos por los de entre 35 y 44 años (67,2%). En el otro extremo, entre los mayores de 65 años, se dispara al máximo el porcentaje de quienes recurren al apoyo de la Agencia Tributaria (un 63,2%).

La escasez de conocimientos en ámbito fiscal no es óbice a que la confianza en los datos fiscales personales recopilados por Hacienda en el borrador de la declaración sea extremadamente alta. O, tal vez, la aliente. El 71% de los participantes en la encuesta declaró fiarse del borrador y solo el 15,4% consulta a un experto para comprobarlo. El 13,6% prefiere rehacer los cálculos por sí mismo. “Los esfuerzos de la Agencia Tributaria para hacer más accesible la declaración explica que sean sobre todo los mayores y los que presentan declaraciones más complejas, como los autónomos, quienes recurren más a los asesores fiscales”, explica Gallardo. No obstante, para este experto “es vital que a ello se acompañe una mejora del conocimiento general sobre la declaración”.

Si los expertos aconsejan mejorar algunos aspectos de la fiscalidad a lo largo del año o, al menos, revisarla durante el mes de diciembre –el último del ejercicio– con el objetivo de pagar menos IRPF en la siguiente declaración, solo la mitad de los contribuyentes los escucha (el 25,9% y el 27%, respectivamente). Por el contrario, el 47,1% se preocupa por este impuesto solo una vez que la campaña de recaudación ya ha empezado, a toro pasado. Los que más descuidan este aspecto son los jóvenes de 18 a 24 años (tres cuartas partes de ellos declaran mirar cuánto tendrá que pagar de IRPF solo cuando les toca hacer la declaración). Procuran hacerlo a lo largo del año sobre todo los contribuyentes que tienen entre 56 y 64 años (48,2%). El porcentaje más ingente de quienes revisan su fiscalidad a final de año se registra en el rango que va de los 35 a los 44 años (41,7%).
(El País, 22-04-2019)

Laboral

Sube la obligación de hacer fijos a los temporales
La tasa de empleo temporal en España es, por costumbre, la más alta de Europa. Y la diferencia no se explica solo por la importancia del turismo y otras actividades estacionales. Ese abuso tan extendido se aprecia con claridad en lo sucedido en las conversiones de contratos temporales a fijos en 2018. Se transformaron a indefinidos más de 970.000, y, del total, unos 195.000 se convirtieron tras detectar la Inspección de Trabajo indicios de fraude. Es decir, el 20%. Tanto la cifra absoluta como el porcentaje son los más altos en los últimos 12 años y coinciden con el plan de choque que el Gobierno lanzó el verano pasado.

No es un secreto para nadie que en España se abusa de la contratación temporal. Y se abusa mucho. En teoría, cuando se firma un contrato temporal debe existir una causa justificada: aumento puntual o estacional de la producción, la formación de un trabajador, una sustitución pasajera… El reverso de estas condiciones lleva a que, siguiendo la norma, no se deba emplear a alguien que ya sabe un oficio durante unos meses y tenerlo a examen antes de hacerlo fijo; para eso están los periodos de prueba en los contratos indefinidos. Ni tampoco está permitido que un puesto de trabajo estructural lo cubra un empleado eventual. Pero esto pasa en el mercado laboral español a diario y no solo en las empresas privadas. Las administraciones —especialmente en el sector sanitario— se han llevado más de un bocinazo de los tribunales por abusar.

A la par que la sensación de precariedad creciente que ha acompañado a la recuperación laboral en los últimos años, o quizá por ella, la lucha contra los abusos en la temporalidad injustificada ha cogido cierto impulso en los últimos años. La eficacia de la Inspección de Trabajo para detectarla y forzar la conversión de los contratos temporales en indefinidos ha crecido.

Hace 10 años las transformaciones instadas por la policía laboral tras detectar fraude suponían el 5% del total. Ese porcentaje y la cifra absoluta han aumentado en los últimos años con alguna interrupción hasta llegar al salto de 2018. Pese a esto, no se puede negar que esta lucha no está sirviendo para reducir el exceso de temporalidad en el mercado de trabajo español: el 27% de asalariados a finales de 2018 eran temporales, una tasa creciente desde que empezó a crearse empleo.

Sin embargo, el año pasado hubo 970.838 conversiones de contratos temporales a fijos. De ellas, 194.295 llegaron después de que los inspectores actuaran. Buena parte de este salto, tanto en números absolutos (en 2017 hubo 102.000 conversiones menos) como en porcentaje (pasa del 11,9% al 20%) se debe al plan de choque contra el abuso de los eventuales puesto en marcha por el Gobierno en verano. La primera acción de ese plan consistió en el envío masivo de cartas en las que se advertía a las empresas de que había indicios de fraude en la contratación temporal que hacía y que de no convertirlos en indefinidos recibirían una visita de la Inspección. Esto provocó una primera oleada de transformación de 61.445 contratos temporales en contratos indefinidos.

A estos hay que sumar las 132.850 conversiones que realizó la propia Inspección con su actuación ordinaria. De la suma de ambas y el cruce hecho por EL PAÍS con los datos del servicio público de empleo, que contabiliza las conversiones del plan de choque del Gobierno, pero no las ordinarias, surge ese porcentaje del 20% de conversiones que resultan de la mano dura de la Inspección.

“No me sorprende ese porcentaje tan alto”. La respuesta que dan Mercedes Martínez, de la Unión Progresista de Inspectores de Trabajo (UPIT), y Ana Ercoreca, del Sindicato de Inspectores de Trabajo, coincide cuando se les pregunta por estas cifras. Tampoco otros dos inspectores consultados para esta información, que prefieren no dar su nombre, se sorprenden. Incluso señalan que es un porcentaje bajo para lo que ellos se encuentran en el día a día. Lo mismo opinan en CC OO y UGT. Este sindicato llega a hablar de “adicción a la contratación temporal fraudulenta” de los empresarios.
(Cinco Días, 22-04-2019)

La Seguridad Social de EEUU se quedará sin fondos para pagar pensiones en 2035
El último informe anual que elaboran los tesoreros de los programas de Seguridad Social y el servicio de salud Medicare en Estados Unidos ofrece un panorama sombrío sobre las finanzas de ambos. Según señalan los autores del documento publicado el lunes, ambos programas enfrentan "un déficit de financiación a largo plazo en virtud de los beneficios y la financiación actual".

Una situación que comenzará a pasar factura tan pronto como el próximo año, en el caso de la Seguridad Social, cuando sus costes superarán los ingresos por primera vez desde 1982, dos años más tarde de lo previsto en el informe anterior. Durante los 84 años de historia, la Seguridad Social estadounidense ha recaudado cerca de 21,9 billones de dólares y desembolsado alrededor de 19 billones de dólares, dejando sus reservas a finales de 2018 en los 2,9 billones de dólares.

A partir de 2020, no quedará más remedio que acceder a la hucha de casi 3 billones de dólares con las que cuentan los dos fondos que componen el sistema a este lado del Atlántico: el Old-Age and Survivors Insurance (OASI, por sus siglas en inglés), centrado en las pensiones, y el Disability Insurance Trust Fund (DI, por sus siglas en inglés) que costea los programas de discapacidad.

Las proyecciones apuntan que, si no se realizan cambios, a partir de 2035 estas reservas se agotarán y ya no se podrá pagar los planes de forma completa. De este modo, el fondo OASI desembolsará a tiempo todos sus compromisos hasta 2034. Por su parte, el fondo DI lo hará hasta 2052, dos décadas más tarde de los previsto anteriormente dada la caída en las aplicaciones e incidentes.

El informe señala que el fondo de seguro hospitalario del Medicare, programa que ofrece atención médica a mayores de 65 años y discapacitados, se agotará en 2026, notando así la bajada de los impuestos sobre la nómina. "A pesar de la suposición de una desaceleración sustancial del crecimiento del gasto en salud per cápita, las proyecciones indican que el Medicare todavía enfrenta un déficit de financiación importante que deberá ser abordado con más legislación", recomiendan los tesoreros que supervisan tanto la Seguridad Social como el Medicare.

Como porcentaje del PIB, el coste anual de la Seguridad Social en EEUU ascenderá del 4,9% en 2019 hasta el 5,9% en 2039 mientras que los costes del Medicare aumentarán del 3,7% al 5,7% en 2035. Este año, el coste combinado será del 8,7%, un porcentaje que incrementará hasta el 11,6% en 2035.
(El País, 22-04-2019)

Más de la mitad de las pensiones por jubilación son inferiores al SMI
Un total de 3.135.378 pensiones por jubilación en España, el 52,2% del total de estas pensiones, son inferiores a 900 euros, y, por tanto, al Salario Mínimo Interprofesional (SMI) fijado en dicha cuantía para este año.

Así lo reflejan los últimos datos del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social actualizados a 1 de marzo de 2019. Por tramos de cuantía, hasta los 899,99 euros mensuales en los que se encuadran estas algo más de tres millones de pensiones de jubilación destaca el tramo de 600,01 a 650 euros, que concentra el mayor número de pensiones, con 754.219.

Le sigue la horquilla de 650,01 a 700 euros, en la que se contabilizan 516.254 prestaciones de este tipo, y la de 800,01 a 850 euros, donde se encuadran 408.948. A partir de los 900 euros de pensión, cifra en la que está fijada el SMI, se engloba el 47,8% restante, equivalente a 2.875.599 prestaciones.

En esta parte destacan por concentrar las mayores cifras el tramo de 1.000,01 a 1.100 euros, en el que se encuadran 262.422 prestaciones, y el tramo de 2.659,4 a 2.659,42 euros, con 251.149 pensiones. Por su parte, en los extremos se contabilizan 89.217 pensiones de jubilación de hasta 150 euros mensuales, y 39.123 superiores a 2.659,42 euros.
(El País, 21-04-2019)

Una empresa no puede eliminar el regalo que da a sus empleados en Navidad para donar el importe a una ONG
Así lo determina la Audiencia Nacional (AN) en una reciente sentencia en la que estima que, al tratarse de una costumbre que se lleva haciendo los últimos quince años, la decisión de suprimirla no corresponde únicamente a la compañía, sino que “debe ser consultada con los representantes de los trabajadores”.

Desde 2002, la empresa ofrecía a sus empleados un detalle navideño que iba desde una taza con el logo de la empresa hasta cajas de juegos de madera, imanes o cargadores para el teléfono. El valor de los regalos no era mucho: oscilaba entre dos y cinco euros. Cifra relevante teniendo en cuenta que la plantilla estaba formada por 4.500 trabajadores, por lo que el coste que asumía la organización con este gesto superaba los 20.000 euros. No obstante, en el año 2018 la empresa decidió unilateralmente dejar de entregar ese obsequio simbólico y, en su lugar, repartir el importe entre varias ONG.

La Audiencia Nacional recuerda que el artículo 10 del convenio colectivo por el que se rige la empresa establece la obligación de respetar las condiciones que vinieran satisfaciendo “bien por imperativo legal, contrato individual, uso o costumbre”.

Para los magistrados, el tiempo que se alargó la tradición y la voluntad de la compañía de consolidarla convierten el regalo navideño en una “condición más beneficiosa de naturaleza colectiva”. Es decir, una concesión que va más allá del mínimo que establece la ley y que, por su uso continuado, se incorpora al contrato. Por lo tanto, la empresa no puede suprimirla o cambiar por decisión propia, sino que “necesita consultarlo con la representación legal de los trabajadores y acreditar las causas”, aseveran.

Asimismo, la Sala califica de “prepotente” la actuación de la organización, ya que no puede privar de forma unilateral a los trabajadores de un obsequio que viene otorgando quince años y destinar su valor a otras causas, “por muy dignas que estas sean”.
(Expansión, 19-04-2019)

Las empresas no están preparadas para el control horario de sus trabajadores
El próximo día 12 de mayo entra en vigor la obligatoriedad para las empresas de instalar sistemas de registro y control horario de los trabajadores. Hay sanciones por los incumplimientos y la gran mayoría de las empresas desconocen lo que tienen que hacer. Un panel de abogados analiza la nueva normativa, en el que destaca el consenso que hay sobre que la empresa española no está preparada para aplicar la medida. Además, subraya que para las medianas y pequeñas empresas supondrá un aumento de la carga de trabajo administrativo, y podrá ocasionar un aumento de gasto y molestias.

El registro diario del horario se incluye en un paquete de reformas para luchar contra la precariedad en el ámbito laboral. Se ha modificado el artículo 34 de la Ley del Estatuto de los Trabajadores y añadido un nuevo apartado 9.

La norma obliga a registrar la hora de inicio y finalización de la jornada de todos los trabajadores; a almacenar los registros cuatro años; y a que éstos sean accesibles a trabajadores, a sus representantes legales y a la Inspección.

Según un amplio reportaje que publica la revista 'Buen Gobierno, Iuris&Lex y RSC' en el que un nutrido plantel de abogados explica las claves de esta nueva obligación, las empresas piensan que es complicado controlar a quienes trabajan fuera de la sede de la empresa, desconocen los métodos de control que pueden aplicar y miran con recelo las sanciones que conllevará incumplir la norma.
(El Mundo, 19-04-2019)

Mercantil, Civil i Administratiu

Cataluña pierde 155 empresas hasta marzo
Cataluña tiene un balance negativo de pérdidas de sede social, de 155 empresas, entre enero y marzo, algo mayor que el de Madrid, con un saldo negativo de 84 sociedades. También obtienen saldos negativos Murcia, Castilla y León, y Cantabria. Así lo muestran los datos de cambios de sede social del primer trimestre de 2019 que publicaron ayer los Registradores. La pérdida de empresas de Madrid es también menos pronunciada que la de Cataluña si se tiene en cuenta que la comunidad que preside Pedro Rollán tuvo 616 salidas, frente a 349 de la que lidera Quim Torra, que compensó con 532 entradas, por 194. Desde el 1-0, 5.916 empresas se han ido de Cataluña.

El resto de comunidades presenta resultados más o menos equilibrados, aunque se pueden observar saldos positivos en Galicia, Comunidad Valenciana, Andalucía, País Vasco, Castilla-La Mancha, Navarra y Baleares. En el primer trimestre del año, 2.094 sociedades mercantiles trasladaron su sede social a otra comunidad autónoma. Por detrás de Madrid y de Cataluña, las comunidades con más salidas son Andalucía (198), la Comunidad Valenciana (178) y Castilla y León (156).

A su vez, las autonomías que registraron más entradas de empresas fueron Madrid, Andalucía (238), Comunidad Valenciana (226) y Cataluña. Cataluña vuelve a encabezar el ránking de fuga de empresas que lidera desde octubre de 2017, cuando se celebró el referéndum ilegal. Así, en el cuarto trimestre de 2018, se llevaron su sede social fuera de Cataluña 214 sociedades, un total de 2.359 en todo el año. Un total de 2.359 empresas trasladaron su sede social desde Cataluña a otras comunidades en 2018. Desde el referéndum ilegal del 1-O de 2017, la salida de sociedades de Cataluña asciende a fuga asciende a 5.916 salidas.

Si bien el saldo negativo de Madrid en el primer trimestre de 2019 es menor que el de Cataluña, hasta ahora registraba muchas salidas, pero saldos positivos. La salida de empresas de Cataluña alcanzó su punto más alto en octubre de 2017, con 1.976, seguida de enero de 2018, con 1.350. En noviembre de 2017 se fueron 894, y en diciembre, 338. En el cuarto trimestre de 2018, el resto de comunidades mostró saldos más o menos equilibrados, aunque se observan saldos más positivos en Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha, País Vasco, Baleares, Navarra y Aragón. Por el contrario, Andalucía, Castilla y León, Murcia, La Rioja, Cantabria y Galicia presentaron saldos negativos.

La Comunidad de Madrid es la región donde ha decidido instalarse más del 60% de las empresas que han dejado Cataluña entre el 1-O y diciembre de 2018, un total de 2.424. Además, estas empresas suman unas ventas de más de 64.981 millones de euros, el 78% del total de las sociedades que han abandonado Cataluña. Entre las empresas que han cambiado su sede social de Cataluña a Madrid, se encuentran Gas Natural, Naturgy Energy Group y Naturgy Iberia SA, Endesa Distribución Eléctrica, Vida-Caixa, Mitsubishi Electric, Torraspapel, Manpower, Abertis, Servihabitat, Catalana Occidente o Ricoh. En segundo y tercer lugar se sitúan la Comunidad Valenciana, con 439 empresas, el 10%, y Aragón, con 293 y un 7%. Las empresas catalanas que se han trasladado a estas regiones cuentan con una facturación de más de 12.992 millones, el 16%, y de más de 1.894 millones, el 2%, respectivamente.
(Expansión, 23-04-2019)

El banco llevará a la lista de morosos a los que deban más de 100 euros
Los bancos tendrán que calificar como morosidad "significativa" cualquier deuda impagada de un cliente particular desde 100 euros, lo que podría conllevar un aumento de las provisiones y un refuerzo de su solvencia por el tratamiento contable de las insolvencias. Este hecho, además, llevará a las entidades a tener que hacer hincapié en todos los procesos legales a su alcance para poder recuperar el dinero y mitigar las consecuencias, como la ejecución de garantías si las hubiera o alcanzar acuerdos con los usuarios, además de incluirlo en el fichero de morosos o de iniciar una reclamación por la vía judicial.

El Banco de España ha puesto a consulta hasta el próximo 26 de abril la circular en la que se fijan las reglas sobre los umbrales de significatividad de las obligaciones crediticias en mora para las entidades bajo su supervisión directa, es decir aquellas con menos de 30.000 millones de activos, siguiendo los pasos al reglamento aprobado por el Banco Central Europeo (BCE) a finales del año pasado para los grupos financieros de más tamaño.

En ambos casos se establece que como tarde los bancos tendrán que gestionar los impagos como relevantes desde 100 euros para los clientes minoristas y a partir de 500 euros para las empresas. La legislación abre la puerta a que esta consideración se tome cuando el dinero insolvente sea al menos el 1% de la exposición total con ese deudor sobre el balance de la entidad de crédito, su empresa matriz o cualquiera de sus filiales, excluidos riesgos de renta variable.

Las entidades deberán aplicar el umbral de significatividad y tendrán que notificar al Banco de España antes del 31 de diciembre de 2019 la fecha exacta en la que empezarán a aplicarlo, según sostiene la circular. En el caso de las entidades bajo supervisión del BCE, tendrán que notificar en qué momento iniciarán el nuevo tratamiento antes de finales de junio de este año.

Con la fijación de estos niveles se pretende garantizar una aplicación coherente de los requisitos prudenciales referidos al cálculo del riesgo de crédito y mejorar la comparabilidad de los requerimientos de fondos propios. El sector financiero considerará, como hasta ahora, que se ha producido un impago cuando se hayan dejado de pagar las cuotas durante 90 días consecutivos.

La nueva regla, que procede de un mandato del Parlamento Europeo de 2013, es una vuelta de tuerca más sobre el tratamiento de los riesgos de los bancos, que durante la crisis han sufrido los efectos de la crisis económica y de las insolvencias.

El año pasado entró en vigor la denominada IFRS 9, por la que los bancos tuvieron que hacer provisiones para pérdidas esperadas a futuro, en vez de para pérdidas reales ya sufridas. Esta normativa tuvo un impacto mayor del esperado, ya que sólo para la gran banca española tuvo un coste de 4.400 millones de euros. El mayor impacto de la normativa se debe principalmente, según el Banco de España, al cambio introducido en el cálculo de provisiones para los activos normales en vigilancia. Si hasta entonces se provisionaba teniendo en cuenta las pérdidas incurridas con una presunción de doce meses, desde principios de 2018 se debe dotar con una probabilidad de impago para toda la vida de la operación.

Las nuevas exigencias se producen en un momento en que la desaceleración económica puede provocar un aumento de la morosidad por parte de empresas y familias, tras varios años de bajada de los impagos en nuestro país. Todo dependerá del frenazo que experimente la economía y de la incertidumbre política.

De momento, la banca ya ha dado la primera voz de alarma sobre el parón en la demanda de crédito por parte de empresas y familias que se ha vivido en el primer trimestre del año por la incertidumbre económica, el frenazo de las inversiones y la menor confianza de los consumidores. BBVA advierte en su último informe sobre la situación de España de este nuevo escenario, en línea con otras advertencias ya procedentes del Banco de España y la Asociación Nacional de Entidades Financieras (Asnef) que también han señalado una menor demanda de los préstamos al consumo en los tres primeros meses de 2019.
(El Mundo, 23-04-2019)

Anfac propone un 'plan Renove' de 600 millones en tres años para actualizar el parque móvil
La Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) ha propuesto al próximo Gobierno que surja tras las elecciones que ponga en marcha un plan de incentivo a la adquisición de vehículos de combustión, con un presupuesto anual de 50 millones de euros y que se complemente con uno de impulso a la movilidad alternativa, con 150 millones de euros anuales.

En el marco de la presentación del plan de Movilidad de Anfac, el vicepresidente ejecutivo de la organización, Mario Armero, afirmó que desde la organización han propuesto a los partidos un plan de renovación del parque de tres años, con un presupuesto anual de 200 millones de euros.

Este monto se dividirá, según Armero, en "un mínimo" de 150 millones de euros para impulsar la movilidad de vehículos de cero y de bajas emisiones, y en otro programa anual de 50 millones de euros en este período, que se destinarán a incentivar la adquisición de vehículos con sistemas de propulsión de combustión.

El directivo afirmó que este plan orientado a los motores de combustión se ha convertido en necesario, a raíz de la caída de las ventas de automóviles que se está experimentando en los últimos meses y por la incertidumbre generada por la campaña contra el diésel o la gasolina. "El cliente no sabe qué vehículo comprarse", indicó.

Asimismo, Armero apuntó que los planes de incentivo a la adquisición de vehículos en España "son autosuficientes", ya que generan mayor recaudación de lo que cuestan, tal y como se ha demostrado con iniciativas anteriores como los planes Pive o 2000E.

Al mismo tiempo, destacó que la propuesta de Anfac de suprimir el impuesto de matriculación para crear uno de circulación vinculado al uso y no a la compra tendría un efecto "neutro" sobre la recaudación fiscal nacional, pero ayudaría a mejorar la calidad del aire y a aumentar la seguridad vial.

Por otro lado, el presidente de la organización, José Vicente de los Mozos, aseguró que sin que haya un mercado fuerte en España de movilidad de cero emisiones, no tiene sentido que se fabriquen vehículos eléctricos en el territorio nacional.

"Hay que avanzar en las infraestructuras, hay que generar confianza en el cliente, sin eso no es posible que el mercado sin emisiones sea potente y si no es potente, ¿para qué se van a fabricar coches eléctricos en España?", ha preguntado De los Mozos.

Por otro lado, el directivo subrayó que, respecto al diésel, los modelos actuales tienen unas emisiones mucho menores que los antiguos, por lo que demandó un apoyo "más comprometido" por parte de las administraciones para una movilidad eficiente de bajas y cero emisiones, pero reforzando una "neutralidad tecnológica", sin que se penalice ninguna.
(Cinco Días, 22-04-2019)

Sector

Las condenas penales contra la empresa superan ya los 2.400 millones
Según un estudio de la jurisprudencia dictada desde 2015 (año en que entra en vigor el nuevo régimen de responsabilidad penal de las empresas) hasta finales de 2018, elaborado por Wolters Kluwer, el total de las mismas supera los 2.400 millones de euros. En todo caso, para una correcta interpretación de esta cifra es necesario tener en cuenta que la práctica totalidad de esa cantidad responde a un único proceso penal, en el que se impuso a tres empresas una multa de 775 millones de euros a cada una, al considerarlas culpables de varios delitos de tráfico de drogas.

De las 48 sentencias condenatorias dictadas contra personas jurídicas, 19 corresponden a delitos contra la Hacienda pública y el conjunto de sus sanciones asciende 43,3 millones de euros. Con el paso del tiempo se aprecia, además, una mayor severidad en la persecución de las infracciones de tipo fiscal. De las 19 condenas, 13 fueron dictadas el año pasado. El segundo delito que más multas acapara es la estafa, con siete.

Conviene recordar que, para proteger específicamente de los riesgos fiscales se ha aprobado recientemente la norma UNE 19602, cuyo certificado pretende servir para a las empresas para un doble fin. Por un lado, poner en marcha un sistema que minimice el peligro de cometer algún tipo de infracción tributaria (no solo delitos); y, por otro, servir de prueba ante Hacienda y los tribunales de que no ha existido voluntad defraudatoria.

Por tribunales, el mayor número de condenas (36) proviene de las audiencias provinciales; por su parte, el Tribunal Supremo ha dictado cuatro; la Audiencia Nacional y los juzgados, tres, respectivamente; y los tribunales superiores de justicia, dos.

Conviene recordar que las empresas no pueden ser condenadas por cualquier delito que cometan sus empleados, sino que es necesario que el Código Penal especifique, expresamente, que ese tipo puede provocar su responsabilidad criminal.

Además de por los delitos mencionados, se han dictado sanciones por blanqueo, asociación ilícita, delitos medioambientales, infracciones urbanísticas, contrabando, insolvencias punibles y apropiación indebida. En otros casos, como en los delitos contra los derechos de los trabajadores, si bien no puede declararse a la empresa penalmente responsable, sí cabe imponerle "accesoriamente" las mismas sanciones (artículo 129 del Código Penal).
(Cinco Días, 20-04-2019)

 
 
 
 
  Seu Col·legial
  Pl. Urquinaona, 6. 6ª planta Delegació Girona Delegació Lleida  
  08010 Barcelona C/ Santa Eugènia 11, 1r B Avinguda Joana Raspall 6, 1r  
  Tel. 93 317 06 86 17005 Girona 25002 Lleida  
  Fax 93 301 37 87 Tel.: 972 22 37 01 Tel.: 973 28 81 37  
  colcatalunya@gestors.cat gestors.girona@gestors.cat gestors.lleida@gestors.cat  
 
 
Nota legal:
Contestant aquest email no obtindreu resposta. Si desitgeu contactar amb nosaltres, podeu trametre un correu electrònic amb els vostres dubtes i/o suggeriments a sac@gestors.cat.
D’acord amb el que disposa el Reglament (UE) 2016/679 de 27 d’ abril de 2016 (RGPD) la Llei Orgànica 3/2018, de 5 de desembre, de protecció de dades personals i garantia dels drets digitals i resta de normativa legal vigent en matèria de protecció de dades, els informem que les dades que figuren en la present comunicació són objecte de tractament per part del COL·LEGI OFICIAL DE GESTORS ADMINISTRATIUS DE CATALUNYA. Aquestes dades seran utilitzades exclusivament per a l’enviament de comunicacions que poden ser del seu interès. Aquestes dades no es cediran a tercers, excepte per obligació legal, i es mantindran mentre no en sol·liciti la seva cancel·lació i/o oposició. La present comunicació s’envia sota l’empara de la Llei 34/2002, de Serveis de la Societat de la Informació i del Comerç Electrònic. Si desitja deixar de rebre les nostres comunicacions comercials, revocar el seu consentiment o exercir els drets d’accés, rectificació, portabilitat, oposició, limitació o cancel·lació, pot sol·licitar, en qualsevol moment, enviant un correu electrònic a l’adreça dpo@gestors.cat indicant a l’assumpte "Baixa comunicacions comercials", o comunicant-ho per escrit, sempre indicant les seves dades personals a Plaça Urquinaona núm. 6, 6a planta, Barcelona. Si considera que el tractament de dades personals no s’ajusta a la normativa vigent, pot presentar una reclamació davant l’Autoritat de control (www.agpd.es).