Per poder veure correctament aquest missatge faci click aquí
cabecera
 
 

NOVETATS LEGISLATIVES DEL BOE DEL 4 AL 7 DE GENER DE 2020

Laboral

Convenio colectivo de ámbito estatal para las empresas de mediación de seguros privados para el periodo 2019-2022
Resolución de 23 de diciembre de 2019, de la Dirección General de Trabajo, por la que se registra y publica el Convenio colectivo de ámbito estatal para las empresas de mediación de seguros privados para el periodo 2019-2022.
(BOE, 07-01-2020)

Mercantil, Civil i Administratiu

Euro
Resolución de 3 de enero de 2020, del Banco de España, por la que se publican los cambios del euro correspondientes al día 3 de enero de 2020, publicados por el Banco Central Europeo, que tendrán la consideración de cambios oficiales, de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 36 de la Ley 46/1998, de 17 de diciembre, sobre la Introducción del Euro.
(BOE, 04-01-2020)

Contable

Instrucción de contabilidad para las entidades que integran el Sistema de la Seguridad Social
Resolución de 20 de diciembre de 2019, de la Intervención General de la Seguridad Social, por la que se modifica la de 3 de julio de 2014, por la que se aprueba la instrucción de contabilidad para las entidades que integran el Sistema de la Seguridad Social.
(BOE, 04-01-2020)

https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/07/
https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/07/index.php?s=3

https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/06/
https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/06/index.php?s=3

https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/04/
https://www.boe.es/boe/dias/2020/01/04/index.php?s=3


NOTÍCIES DE PREMSA DEL 4 AL 7 DE GENER DE 2020

Fiscal

Las comunidades elevan un 11% el número de impuestos propios en 2019
Los parlamentos regionales tienen una potestad para crear impuestos propios que no pierden la oportunidad de aprovechar. Así, en el último año, este tipo de tributos se ha incrementado un 11% hasta alcanzar un total de 73 en el conjunto del país. La cifra supone la inclusión de siete nuevos impuestos propios, una vez descontados todos aquellos homologables a los existentes en el ámbito estatal.

“Muchas comunidades han visto en estos impuestos una vía para incrementar sus ingresos y por ello han estado creando nuevos tributos cada año”, expone la Fundación para el Avance de la Libertad en un reciente informe realizado de la mano de la Tax Foundation y la Unión de Contribuyentes, en el que remarca que pese a todo “la capacidad recaudatoria de todos estos tributos es muy limitada”.

En todo caso, los ingresos no son el único objetivo de estos tributos. El 70% de ellos son de corte medioambiental, entre los que destacan los de contaminación de aguas, emisión de gases tóxicos, almacenamiento de residuos, o su eliminación en vertederos.

En conjunto aportan el 8% de la recaudación medioambiental de España, unos 1.600 millones de euros anuales según un análisis del Registro de Economistas Asesores Fiscales (Reaf) cuya autora, la profesora de la Universidad de Murcia María José Portillo, considera que la “fragmentación e ineficacia del modelo haría interesante tener un enfoque coherente en todo el país” homogeneizando algunas premisas. Estos tributos son además los que más proliferan, un 6% este año.

Más allá de la fiscalidad verde, otro 8,2% de los impuestos autonómicos propios suponen recargos al Impuesto de Actividades Económicas (como hacen Asturias, Cantabria, La Rioja, Madrid o Murcia); mientras que los tributos sobre el turismo (Baleares, Cataluña y Madrid), el bingo (Asturias, Baleares y Murcia) o los establecimientos comerciales (Asturias, Cataluña y Navarra) –recientemente avalados por la justicia–, suman otro 4% cada uno; y los de tierras infrautilizadas (Andalucía y Asturias) rondan el 3% del total.

Otros más específicos gravan viviendas vacías o bebidas azucaradas. Por regiones, destaca Cataluña, con 15 tributos propios, lo que triplica la media nacional. Le siguen Asturias, con siete; Andalucía y Murcia, con seis; o Galicia y Aragón, con cinco. Del lado contrario, el País Vasco no cuenta con impuestos diferentes a los ya establecidos a escala estatal mientras que Canarias solo cuenta con uno de creación propia, y las dos Castillas han creado dos cada una.
(Cinco Días, 07-01-2020)

Laboral

El Constitucional reconoce el derecho del trabajador a quejarse de su empresa
El Tribunal Constitucional ha declarado nulo el despido de un enfermero de un centro de día para personas dependientes que se quejó ante el Ayuntamiento de deficiencias en su empresa, que gestionaba la residencia, al estimar que hubo una "injustificada limitación" de su derecho a la libertad de expresión.

En una sentencia publicada este lunes en el Boletín Oficial del Estado (BOE), el Constitucional señala que, al exigir que las críticas no trascendieran más allá de la empresa, se produjo un "claro vaciamiento del contenido" de ese derecho fundamental, haciendo que cediera ante un "deber de lealtad" a la empresa que no se ajusta al sistema constitucional de relaciones laborales.

El derecho a la libertad de expresión otorga a las personas el poder de expresar ideas y opiniones "libremente", siempre que se haga de forma respetuosa con los límites constitucionales, recuerda el Constitucional al dar amparo al enfermero y anular una sentencia previa del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco.

De acuerdo con la resolución del tribunal de garantías, dictada en noviembre, el trabajador formuló sus quejas en primer lugar a su propia empleadora -Clece- y, cuando fueron desatendidas, se dirigió al Ayuntamiento de Baracaldo, que había adjudicado a la citada empresa la gestión del centro de día La Paz.

El TSJ declaró el despido "improcedente" porque faltó un expediente disciplinario previo y concreción en la carta de despido y no se acreditaron los hechos objetivos que llevaron a rescindir el contrato, pero rechazó que fuera "nulo" al estimar que no se había vulnerado el derecho a la libertad de expresión, extremo que ahora corrige el Constitucional.

Según el TSJ, al plantear sus reivindicaciones por el "cauce inadecuado" y acudir al Ayuntamiento con denuncias que no han quedado acreditadas se causó a la empresa un "perjuicio injusto" que no puede justificarse en el ejercicio a la libertad de expresión, pero el Constitucional ve esos argumentos "inadmisibles".

En opinión de este tribunal, "el que las reivindicaciones laborales formuladas pudieran tener mayor o menor fundamento" no es óbice para determinar que se vulneró un derecho fundamental del trabajador. "La celebración de un contrato de trabajo no implica, en modo alguno, la privación para una de las partes, el trabajador, de los derechos que la Constitución le reconoce como ciudadano, así como que la libertad de empresa (art. 38 CE) no legitima que los trabajadores hayan de soportar limitaciones injustificadas de sus derechos fundamentales y libertades públicas", explica.

Se recuerda en la sentencia que las quejas se circunscribían a los problemas que tenía el enfermero para desempeñar sus funciones, derivados, principalmente, de la carencia de material sanitario y de otra índole, y que no hay constancia de que utilizase "expresiones ultrajantes u ofensivas" que pudieran poner en tela de juicio la ética o prestigio profesional del empleador.

Prueba de ello es que, al ser sancionado, en ningún momento se le reprochó el tono duro, agresivo o inapropiado de sus expresiones, sino tan solo la deslealtad a la empresa que le había contratado, añade.
(Cinco Días, 06-01-2020)

Las muertes por accidente laboral se dispararon en 2019
Cuando no se ha cerrado aún la estadística de 2019 de trabajadores muertos en accidentes laborales, el dato conocido hasta ahora, que llega hasta el mes de octubre, arroja una cifra más alta que la de todo el año anterior. 578 empleados fallecidos en solo 10 meses frente a los 574 de 2018.

Este incremento se centra en dos grupos. El de los fallecidos in itinere, el camino de ida y vuelta que hacen los empleados hacia su lugar de trabajo, que pasa de 122 a 129 y el de los autónomos, donde la subida es especialmente llamativa: 62 en solo diez meses de 2019 frente a los 15 de 2018. Son datos ofrecidos por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

Los datos de este año incorporan dos importantes novedades metodológicas. La primera recoge las recomendaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre la definición de accidente mortal, que es la que usa también la encuesta europea sobre este asunto que elabora Eurostat.

En ella se incluye ahora a todos los fallecimientos a consecuencia de un accidente de trabajo que se produzcan en el plazo de un año desde la fecha del accidente, independientemente de su gravedad inicial. La segunda obliga de forma general a los autónomos a incluirse en la cobertura de los accidentes de trabajo de la Seguridad Social, cuando antes era solo de carácter voluntario.

Ambas novedades metodológicas pueden introducir algún cambio en los totales, aunque estos no afectarían de forma sustancial a los datos hasta octubre. Según va acabando el año las modificaciones son cada vez más pequeñas.

Además, al margen de estos cambios, el índice de incidencia de los accidentes mortales indica un descenso de la mortalidad del 12% hasta octubre de 2019, ya que elimina el efecto del aumento del empleo porque contabilizan los fallecidos por cada 100.000 trabajadores protegidos.

Bajando al detalle, el aumento de las muertes de los autónomos en accidentes en su jornada de trabajo ha pasado de 15 en 2018 a 56 en el periodo referido de 2019. Los autónomos fallecidos in itinere han crecido un 100%, ya que en el 2018 no hubo ninguno, mientras que el año pasado hubo seis.
(El País, 06-01-2020)

El número de autónomos aumenta en 14.425 personas en 2019
El número de autónomos ha aumentado en 14.425 personas en 2019 hasta alcanzar las 3.269.089 personas, lo que supone un crecimiento un 70% inferior al de 2018, cuando el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) sumó 49.986 autónomos.

De esta forma, la Seguridad Social sumó en 2019 un total de 35.561 autónomos menos que en 2018, según se desprende de un estudio realizado por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) a partir de datos del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

El presidente de ATA, Lorenzo Amor, ha afirmado que 2019 ha finalizado con una media de 39 nuevos autónomos cada día, frente a los 137 del año anterior. "2019 ha sido un año de incertidumbre y de frente de la economía. Un año donde se comenzó legislando en favor de los autónomos y que ha dejado pasar los meses sin más apoyos", ha resaltado Amor.

Amor ha apuntado que los datos son "malos", ya que crecen un 70% menos que en 2018. Por ello, ha dejado claro que la política económica y laboral, la estabilidad y la confianza son fundamentales para invertir la curva descendente".

Por comunidades autónomas, un total de nueve comunidades han perdido autónomos este año, además de Ceuta y Melilla. Los descensos más acusados se han registrado en Aragón (-2,7%), La Rioja (-2%), Asturias (-1,4%), Castilla y León y Navarra (-1,3% en ambos). También se han registrado caídas de País Vasco y Galicia (-0,9%), Cantabria (-0,5%) y Cataluña (-0,3%). En Castilla-La Mancha se han perdido cinco autónomos con respecto al año pasado.

Por el contrario, se han registrado subidas en Canarias (+2,9%), Andalucía (+2,2%), Baleares (+1,8%), Madrid (+1,4%), Murcia (+1,2%), Comunidad Valenciana (+1,1%) y Extremadura (+0,2%). Destaca el incremento registrado en Andalucía en términos absolutos (11.463), que supone el 79,4% del incremento nacional.

Teniendo en cuenta el género, en 2019, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) ha ganado 258 cotizantes varones y 14.167 autónomas, lo que supone un incremento de las emprendedoras del 1,2% en comparación con 2018.

Por sectores, se han registrado caídas en industria, con una pérdida del 5,5%; comercio (-1,3%) y agricultura, que ha perdido 227 autónomos. Sin embargo, han cerrado el año registrando el mayor incremento del número de autónomos el sector de las actividades inmobiliarias (+5,2%) y artísticas (+4,5%).
(El Mundo, 05-01-2020)

Mercantil, Civil i Administratiu

El Tesoro saldrá al mercado por primera vez en 2020 con un máximo de 6.250 millones
Ya está programada la primera emisión de deuda del Tesoro español para el presente ejercicio. Será el jueves 9 de enero, dos días después de la fecha en la que se realizará la segunda votación de investidura de Pedro Sánchez, cuando puede ser elegido presidente gracias a la abstención de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC).

El organismo de financiación del Estado subastará cuatro tipos de bonos. Por un lado, bonos y obligaciones con vencimientos de 3, 5 y 15 años y por un importe de 4.500 a 5.500 millones de euros. Por otro, también colocará deuda ligada a la inflación por entre 250 y 750 millones de euros.

En la última subasta de bonos a tres años efectuada por el Tesoro el pasado 19 de septiembre, la rentabilidad marginal fue del -0,452%. En la de bonos a un lustro, celebrada el 21 de noviembre, fue del -0,101%. Mientras que, en las obligaciones a 15 años, también vendidas el 19 de septiembre, el interés fue positivo, del 0,372%.

La reducción sostenida de los tipos de interés de la deuda –el viernes el bono soberano español a 10 años pagaba menos del 0,4%– llevó el año pasado el precio de las nuevas emisiones de 2019 al 0,23%. Es decir, nunca antes el Tesoro se había financiado a una rentabilidad tan baja. Por su parte, el coste medio de la cartera de deuda pasa del 2,39% al 2,19%. Los esfuerzos acometidos por centrarse en las emisiones a medio y largo plazo se tradujeron en un ascenso de la vida media de la deuda que se sitúa en los 7,55 años, comparable a la de países como Alemania o Francia.

El importe de las emisiones netas (emisiones brutas menos amortizaciones) se cerró el año pasado en su nivel más bajo desde 2007: 19.960 millones, un 41,76% menos que en 2018 y un 42,9% menos que las previsiones que se manejaban a comienzos de año (35.000 millones). Por su parte, las emisiones brutas se situaron por debajo de los 200.000 millones por primera vez desde 2011.

A lo largo del pasado ejercicio, el organismo dependiente del Ministerio de Economía continuó la senda descendente de reducción de las emisiones que arrancó en 2012. El Tesoro se ahorró más de 2.300 millones de euros en 2019 respecto al gasto en intereses calculado en los presupuestos nonatos que motivaron las elecciones del pasado 10 de noviembre. El importe inicial destinado a honrar la deuda ascendía a 31.398 millones.
(Expansión, 06-01-2020)

La actividad económica del sector servicios español cierra 2019 en máximos
El sector de servicios de España cerró 2019 de manera positiva, registrando su mayor crecimiento en nueve meses, según el índice PMI que publica hoy IHS Markit. Los nuevos pedidos siguen con un buen ritmo, las empresas aumentaron la contratación y la confianza en el futuro se sitúa en máximos de cinco meses.

El Índice de Actividad Comercial aumentó por segundo mes consecutivo en diciembre hasta los 54,9, puntos, su mejor nivel desde marzo, un alza respaldada por los nuevos pedidos impulsados por la demanda interna, con lo que diciembre continúa una tendencia de crecimiento que se remonta al verano de 2013 y el crecimiento del empleo fue sólido y el más fuerte registrado desde agosto de 2018. El Índice Compuesto de Actividad Total aumentó de 51,9 registrado en noviembre a 52,7 en diciembre, indicando su mejor lectura desde abril pasado.

Se observa una persistente debilidad de los pedidos procedentes del exterior, que cayeron por octavo mes consecutivo al final del año y continúa la incertidumbre política y económica, previendo las empresas encuestadas un impacto de la política interna en la inversión y la actividad económica durante los próximos meses.

No obstante, los planes para impulsar las actividades comerciales y estratégicas, sumados a un poco más de ánimo debido a una mayor demanda en los últimos dos meses, hicieron que la confianza en general mejorara.

Es informe señala que el aumento de la dotación de personal en diciembre, aunque modesto, extendió el período actual de crecimiento a más de cinco años, lo que ha llevado también a la presión al alza de los salarios, los gastos operativos y los costes, que suben a máximos de siete meses. Además de un incremento de los costes laborales, las empresas encuestadas también informaron que el precio del combustible y las facturas de los servicios públicos se han incrementado.

No obstante, la producción manufacturera se deterioró en diciembre al ritmo más fuerte desde abril de 2013. En contraste, la actividad del sector servicios aumentó de nuevo, y el ritmo de crecimiento fue el más fuerte de nueve meses.

Paul Smith, director económico de IHS Markit, subraya en un comentario adjunto al informe que "el sector servicios de España terminó la década de manera positiva, registrando una nueva expansión y manteniendo un periodo de crecimiento que se remonta a más de seis años".

"En un contexto de persistentes incertidumbres económicas y políticas, el aumento sólido y acelerado de la actividad es quizás ligeramente sorprendente, aunque no obstante debería garantizar un aumento sólido del PIB en el cuarto trimestre, de al menos 0,4%. Puesto que la confianza empresarial también está aumentando lentamente, el crecimiento debería mantener un cierto impulso en el año nuevo".

"Sin embargo, la persistente debilidad del sector manufacturero sin duda continúa aportando riesgos a la baja para la actividad y la inversión en los próximos meses".
(Expansión, 06-01-2020)

El oro se dispara a máximos
El oro se ha disparado este lunes al nivel más alto en más de seis años a medida que las tensiones en Oriente Medio avivaron la demanda de activos refugio. En este sentido, el gigante Goldman Sachs Group apuntó en un análisis que el metal amarillo ofrecía una cobertura más efectiva que el petróleo ante la crisis. También el paladio amplió las ganancias, en su caso a un máximo histórico.

El lingote rondaba los 1.600 dólares la onza –cotiza sobre los 1.575 dólares al arranque del día– después de que Teherán dijese que ya no acataría el pacto nuclear tras el asesinato del general Qassem Soleimani. Asimismo, el presidente Donald Trump dijo que estaba preparado para atacar a Irán “de manera desproporcionada” si el país toma represalias contra cualquier objetivo estadounidense.

El oro “ha entrado en 2020 con un fuerte impulso”, dijo Gavin Wendt, analista sénior de recursos de MineLife. “Cuando se tiene en cuenta la incertidumbre actual con respecto a las conversaciones comerciales entre Estados Unidos y China y los problemas de seguridad con Irán, el oro es lo más lógico”.

El metal dorado está ampliando el mayor avance anual desde 2010, impulsado por un dólar más débil, tasas reales más bajas y el impacto de la guerra comercial en el crecimiento mundial. Las consecuencias del ataque a Soleimani podrían intensificarse, afectando el apetito por el riesgo y propiciando la demanda de refugio por los inversores.

Los analistas de Goldman advirtieron que había numerosos escenarios posibles en estos momentos, pero el banco señaló que los lingotes podrían ser una mejor apuesta que el petróleo. “La historia muestra que, en la mayoría de los escenarios, el oro probablemente se recuperará mucho más allá de los niveles actuales”, dijeron los analistas Jeffrey Currie y Damien Courvalin en un comentario fechado este lunes.

Hay otros factores que respaldan los lingotes. Es poco probable que la Reserva Federal aumente las tasas de interés en los próximos seis meses, lo que a su vez frenará el dólar, y ambos factores son “extremadamente positivos” para el oro, según Wendt.

El paladio también se ha beneficiado del optimismo que rodea a los activos refugio así como de sus propios fundamentos, en particular de un déficit de varios años a medida que aumenta la demanda de catalizadores para coches por los estándares de emisiones más estrictos. Cotizaba este lunes sobre los 2.019 dólares.

“El paladio, al igual que el oro, ha estado subiendo gradualmente en las últimas dos semanas, y el conflicto entre Estados Unidos y Teherán parece haber reforzado esto”, dijo Sean MacLean, estratega de análisis de Pepperstone. “La demanda de paladio está aumentando más rápido que la oferta, por lo que la tendencia a largo plazo está al alza de todos modos”.
(La Vanguardia, 06-01-2020)

Lagarde reorganiza la cúpula del BCE con nuevas competencias para Guindos
Christine Lagarde ya tiene su Comité Ejecutivo en el Banco Central Europeo (BCE). La entrada con el nuevo año del italiano Fabio Panetta y la alemana Isabel Schnabel, tras ser confirmados por el Consejo Europeo, ha puesto fin a un periodo de vacantes en la cúpula de la autoridad monetaria por primera vez desde la llegada de la nueva presidenta el 1 de noviembre.

La dimisión de Sabine Lautenschläger, contraria al último paquete de estímulos aprobado por el organismo en septiembre por el ya expresidente Mario Draghi, y la perspectiva del fin del mandato de Benoît Coeuré (abandonaba la institución el 31 de diciembre) había dejado el Comité Ejecutivo del BCE en una situación extraordinaria, con varios miembros asumiendo funciones ajenas de forma temporal.

Ahora, con los seis representantes que componen el Comité Ejecutivo en sus respectivos puestos y plenamente operativos, Lagarde ha anunciado una redistribución de las responsabilidades. Esta reorganización implica la toma de decisiones clave, pues supone el reparto de las diferentes carteras (directorados) que componen el BCE y en las que se distribuye la plantilla del banco central.

El momento en el que se produce, con el BCE afrontando la primera revisión integral de su estrategia monetaria desde 2003, hace que se trate de una decisión todavía más relevante. La coordinación entre las distintas áreas y el hecho de que el encargado de liderar cada cartera tenga el perfil adecuado para sacar el máximo partido a los recursos de los que dispone será fundamental dentro de esta revisión en la que incluso el mandato del organismo, la definición del objetivo de inflación, está en el aire.

Los cambios empiezan por el vicepresidente, Luis de Guindos. El banquero español, que bajo la presidencia de Draghi se encargaba de las áreas de estabilidad financiera y política macroprudencial y de la de análisis, abandona esta última para responsabilizarse de la cartera de gestión de riesgos. Esta última función la había asumido tras la salida de Lautenschläger, pero inicialmente de forma provisional.

"Es una victoria para el vicepresidente, al que nunca le convenció el área de análisis y disfruta más con el trabajo de campo", señalan fuentes cercanas al exministro de Economía. Con la asunción de estas carteras, las principales advertencias, preocupaciones y recomendaciones que exprese el BCE llevarán su sello.

Pero la mayor reorganización se da con la entrada de los nuevos miembros del Comité Ejecutivo. Schnabel y Panetta tienen un perfil diferente al de Lautenschläger y Coeuré, por lo que no se han limitado a heredar los directorados de los que estos últimos eran responsables. El italiano se centrará especialmente en la infraestructura del mercado (las famosas cañerías de la política monetaria) y en los sistemas de pago (tanto la supervisión de la infraestructura como nuevos medios), así como de todas las tareas relacionadas con los billetes. Además, se encargará de velar por las relaciones internacionales y con el resto de instituciones europeas.

Schnabel, por su parte, recibe la cartera de análisis que cede Guindos, una posición que se ajusta a su perfil tras años en la Universidad de Bonn, de donde ha salido con una excedencia. Además, se encargará de las carteras de Estadística y Operaciones de Mercado. Es esta última asignación la que más ha sorprendido pues, a pesar de su experiencia en el campo, Schnabel indicó en una entrevista reciente que hubiera votado en contra de reanudar las compras de deuda en septiembre. Ahora, supervisará esas mismas adquisiciones de bonos.

Cierran la reorganización la propia Lagarde que mantiene las funciones que ya dependían de la presidencia en la era Draghi, es decir, Comunicación, Auditoría Interna y la responsabilidad sobre los servicios y el secretariado de la Junta Europea de Riesgo Sistémico; y Yves Mersch, que desde que ejerce como vicepresidente del Consejo de Supervisión bancaria del BCE se centra en esa actividad y en los servicios legales.

Philip Lane, por su categoría de economista jefe del BCE, no entra en el baile de carteras (aunque asumió el área de Estadística temporalmente) y mantiene el control de los directorados de Economía y Política Monetaria.
(Expansión, 04-01-2020)

 
 
 
 
  Seu Col·legial
  Pl. Urquinaona, 6. 6ª planta Delegació Girona Delegació Lleida  
  08010 Barcelona C/ Santa Eugènia 11, 1r B Avinguda Joana Raspall 6, 1r  
  Tel. 93 317 06 86 17005 Girona 25002 Lleida  
  Fax 93 301 37 87 Tel.: 972 22 37 01 Tel.: 973 28 81 37  
  colcatalunya@gestors.cat gestors.girona@gestors.cat gestors.lleida@gestors.cat  
 
 
Nota legal:
Contestant aquest email no obtindreu resposta. Si desitgeu contactar amb nosaltres, podeu trametre un correu electrònic amb els vostres dubtes i/o suggeriments a sac@gestors.cat.
D’acord amb el que disposa el Reglament (UE) 2016/679 de 27 d’ abril de 2016 (RGPD) la Llei Orgànica 3/2018, de 5 de desembre, de protecció de dades personals i garantia dels drets digitals i resta de normativa legal vigent en matèria de protecció de dades, els informem que les dades que figuren en la present comunicació són objecte de tractament per part del COL·LEGI OFICIAL DE GESTORS ADMINISTRATIUS DE CATALUNYA. Aquestes dades seran utilitzades exclusivament per a l’enviament de comunicacions que poden ser del seu interès. Aquestes dades no es cediran a tercers, excepte per obligació legal, i es mantindran mentre no en sol·liciti la seva cancel·lació i/o oposició. La present comunicació s’envia sota l’empara de la Llei 34/2002, de Serveis de la Societat de la Informació i del Comerç Electrònic. Si desitja deixar de rebre les nostres comunicacions comercials, revocar el seu consentiment o exercir els drets d’accés, rectificació, portabilitat, oposició, limitació o cancel·lació, pot sol·licitar, en qualsevol moment, enviant un correu electrònic a l’adreça dpo@gestors.cat indicant a l’assumpte "Baixa comunicacions comercials", o comunicant-ho per escrit, sempre indicant les seves dades personals a Plaça Urquinaona núm. 6, 6a planta, Barcelona. Si considera que el tractament de dades personals no s’ajusta a la normativa vigent, pot presentar una reclamació davant l’Autoritat de control (www.agpd.es).