Per poder veure correctament aquest missatge faci click aquí
cabecera
 
 

NOVETATS LEGISLATIVES DEL BOE DEL 17 DE MARÇ DE 2020

Mercantil, Civil i Administratiu

Medidas para la gestión de la situación de la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 en el ámbito del Ministerio de Defensa
Instrucción de 16 de marzo de 2020, del Ministerio de Defensa, por la que se establecen medidas para la gestión de la situación de la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19 en el ámbito del Ministerio de Defensa.
(BOE, 17-03-2020)

Excepción temporal del cumplimiento de las normas de tiempos de conducción y descanso en los transportes de mercancías
Resolución de 16 de marzo de 2020, de la Dirección General de Transporte Terrestre, por la que se exceptúa temporalmente el cumplimiento de las normas de tiempos de conducción y descanso en los transportes de mercancías.
(BOE, 17-03-2020)

Resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 5 de marzo de 2020
Resolución de 9 de marzo de 2020, de la Dirección General del Tesoro y Política Financiera, por la que se publican los resultados de las subastas de Bonos y Obligaciones del Estado celebradas el día 5 de marzo de 2020.
(BOE, 17-03-2020)

Euro
Resolución de 16 de marzo de 2020, del Banco de España, por la que se publican los cambios del euro correspondientes al día 16 de marzo de 2020, publicados por el Banco Central Europeo, que tendrán la consideración de cambios oficiales, de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 36 de la Ley 46/1998, de 17 de diciembre, sobre la Introducción del Euro.
(BOE, 17-03-2020)

https://www.boe.es/boe/dias/2020/03/17/
https://www.boe.es/boe/dias/2020/03/17/index.php?s=3

 

NOTÍCIES DE PREMSA DEL 17 DE MARÇ DE 2020

Fiscal

El plan del Gobierno contra la recesión: créditos ICO y ayudas a quien pierda el empleo
El Gobierno tiene previsto poner hoy la venda a la herida económica abierta por la pandemia del coronavirus y las excepcionales medidas de contingencia adoptadas el sábado para contenerla, que incluían el cierre del grueso de comercios y de todos los centros educativos de España o el confinamiento del país, que estrangulará el consumo. El plan consta de un paquete de estímulos en forma de préstamos y avales públicos por decenas de miles de millones de euros para tratar de sortear la recesión y, de otra parte, de medidas laborales para tratar de contener la destrucción de empleo que comenzó a desatarse ayer durante la primera jornada laboral bajo estado de alarma.

La gran incógnita estaba ayer en la cuantía de liquidez que el Gobierno iba a ser capaz de movilizar para hoy a través de préstamos del Instituto de Crédito Oficial (ICO) y de avales públicos dirigidos a que la banca conceda más financiación a las empresas. Distintas fuentes apuntaban a una cifra inicial de 20.000 millones ampliables a los 100.000. El monto resultante se uniría a los 14.000 millones de liquidez facilitados el pasado jueves, cuando se aprobaron aplazamientos de 30.000 euros en el pago de IRPF, IVA y sociedades a pymes y autónomos con una facturación no superior a los seis millones anuales; y a los 400 millones en créditos ICO ya previstos para compañías de turismo, transportes y hostelería.

El ansiado paquete de medidas laborales estaba ya más definido ayer. Empresarios y los sindicatos tenían ya el “compromiso verbal” del Ejecutivo para adoptar las medidas acordadas conjuntamente por los líderes de las patronales CEOE-Cepyme y las centrales CC OO y UGT y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el pasado jueves. El plan incluía tres cambios legales coyunturales mientras dure la crisis del coronavirus para los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) que beneficiarían tanto a empresas como a trabajadores.

Concretamente se eliminará el periodo mínimo cotizado que se exige para que el trabajador cobre la prestación por desempleo mientras su empleo está en suspenso; las prestaciones consumidas en dicho tiempo no contarán como gastadas para futuros periodos de paro; y las empresas no tendrán que abonar las cotizaciones de los trabajadores mientras dure el ERTE.

Además, parece que el Gobierno accederá a incluir el cierre de empresas y la suspensión de actividades por el coronavirus como causa para poder hacer un ERTE por “fuerza mayor”. A diferencia de las causas económicas, técnicas, organizativas y de producción, que requieren un periodo dilatado de negociación con los sindicatos, estos requieren solo el visto bueno de la autoridad laboral de la comunidad autónoma, que debe pronunciarse en cinco días. Los agentes sociales piden, además, que se aligere la documentación exigida.

Con todo, el plan podría acortar también el plazo del ERTE por causas objetivas, el más habitual, para que el periodo de consultas y el informe de la Inspección no se demoren de siete días. Además, si la empresa ha suspendido actividad, el ERTE sería retroactivo desde la fecha de comunicación a la plantilla.

El Ejecutivo también aprobará mañana varias medidas para los más de tres millones de trabajadores autónomos. En principio, para quien decida cerrar su negocio se creará la causa de “fuerza mayor” por impacto del coronavirus para el acceso de estos trabajadores a la prestación por cese de actividad (similar a la prestación por desempleo y que ahora prácticamente no se concede por la exigencia de sus requisitos).

A su vez, para los autónomos que tengan trabajadores y los mantengan o para aquellos que no quieran echar la persiana de sus negocios, el Ejecutivo aprobará una suspensión (que no aplazamiento) del pago de la cuota a la Seguridad Social, que se estaría planteando por un periodo de dos meses, como mínimo.

También estaba ayer en estudio, según algunas fuentes, que el Estado complete la cuantía de la base reguladora que se toma para la prestación de cese de actividad, del actual 70% al 100% o que los autónomos que no tuvieran cotizado el cese de actividad los 12 meses previos al cierre puedan también cobrar la prestación.

Para sobrellevar las faltas al trabajo por cuidado de hijos o mayores por el cierre de colegios o centros de día, el Gobierno estaría pensando en nuevos permisos retribuidos o nuevas causas de suspensión de la relación laboral. En ambos casos, el coste de estas ayudas se financiaría con un fondo específico, que ya han solicitado empresarios y sindicatos.

Finalmente, se espera que, una vez aprobadas estas medidas paliativas, el Gobierno inste a las empresas a facilitar el teletrabajo, incluso en sectores y empresas donde no está implantado o previsto, algo que se sacó del decreto del sábado en el último momento tras dividir al Gobierno.
(Cinco Días, 17-03-2020)

El Eurogrupo no es capaz de fijar un plan común y delega la respuesta fiscal a los países
Medidas fiscales por valor del 1% del PIB de la Unión Europea y liquidez por valor del 10%. Todo con posibilidad de ampliarse en un futuro próximo. Lo mismo que sucedía hasta ahora, pero avalado por el Eurogrupo. Dicho de otro modo: nada nuevo. Tras más de una semana de desacuerdos, la Unión intentó mover ficha este lunes para gestionar por fin de forma conjunta las consecuencias derivadas del Covid-19.

Por el momento, con estas medidas, los Veintisiete avalan las decisiones tomadas por los Estados y las instituciones europeas hasta la fecha, pero no ofrecen una solución conjunta, si bien dejan la puerta abierta a nuevas medidas en un futuro. Habrá respuestas de choque de ámbito estatal, como ha sucedido hasta el momento, que en conjunto supondrán un esfuerzo fiscal equivalente al 1% del PIB. También habrá un apoyo de 65.000 millones de euros que nacen de la Comisión Europea, así como una inyección de emergencia por parte del Banco Europeo de Inversiones (BEI) destinada a unas 150.000 empresas europeas. Pero nada más.

Los ministros de finanzas de la zona euro se reunieron de forma telemática para discutir la posibilidad de poner en marcha un fondo de emergencia comunitario con el que combatir la pandemia. Sobre la mesa estaba dar el visto bueno, y de forma excepcional, al uso del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) para abordar una crisis sanitaria y económica sin precedentes. Esta herramienta, fundada tras la recesión económica de 2008 y con un fondo disponible que asciende a los 700.000 millones, está pensada para ponerse en marcha en momentos de crisis y asegurar la estabilidad financiera de la zona euro. La medida, que en un principio valoraba llegar a los 400.000 millones, tal y como informó Reuters, no ha salido adelante.

La vicepresidenta económica del Gobierno de España, Nadia Calviño, anunció previamente que pediría a sus homólogos europeos una respuesta “contundente” para solventar al máximo el impacto de la crisis. En este sentido, la Unión debe utilizar “al máximo” la capacidad de todos los instrumentos de los que dispone para asegurar la estabilización del euro. “Necesitamos una respuesta monetaria y fiscal contundente a nivel nacional y supranacional”, recalcó Calviño. La medida adoptada en la tarde de este lunes por el Eurogrupo supone el visto bueno a la primera parte, pero no dice nada de la segunda.

La postura española es la misma que llevan respaldando desde hace más de una semana países como Francia e Italia, partidarios de una inyección fiscal común. Al otro lado se sitúan Alemania y los países nórdicos, que prefieren medidas coordinadas, pero de ámbito estatal.

El presidente del Eurogrupo, el portugués Mario Centeno, se había mostrado seguro este lunes por la mañana de que los Veintisiete encontrarían una respuesta coordinada y común ante la difícil situación, ya que “las medidas de contención para frenar la pandemia están llevando a las economías europeas a tiempos de guerra”. Según los datos de la Comisión Europea, la crisis sanitaria podría hacer que el Producto Interior Bruto (PIB) de la UE se contraiga en 2,5 puntos este año, con lo que caería un 1% frente al aumento del 1,4% que preveía Bruselas a comienzos de febrero.

Esa respuesta común, a priori, habría incluido según Centeno iniciativas para contener y tratar la enfermedad, para apoyar con liquidez suficiente a las empresas, particularmente a las pequeñas y medianas (pymes), y para apoyar a los trabajadores y a las familias que se vean perjudicados por esta crisis. También se preveía que los ministros diesen el visto bueno a la propuesta de la Comisión Europea, que aseguró la pasada semana que permitirá la flexibilización total de las normas de control del déficit público, para que cada Estado miembro destine el dinero que considere oportuno con el fin de frenar los efectos sociales y económicos del coronavirus.
(El País, 17-03-2020)

Barcelona "flexibiliza" las tasas para hoteles, comercios y restaurantes para evitar cierres
El Ayuntamiento de Barcelona "flexibilizará" el pago de las tasas municipales, caso por caso, por parte de las empresas, los autónomos y los particulares. La decisión afecta a la figura impositiva que abonan los bares y las cafeterías por tener las terrazas en la calle, al nuevo recargo local sobre las pernoctaciones en los hoteles y a la de recogida de basuras, que abonan todos los comercios e industrias.

Esta es una de las medidas fiscales que este lunes ha acordado el equipo de gobierno municipal que encabezan la alcaldesa, Ada Colau (BComú) y el primer teniente de alcalde, Jaume Collboni (PSC). Todas las "flexibilizaciones" en el pago de los impuestos y tasas municipales se abordará "caso por caso" a través de una nueva oficina tributaria que pondrá en marcha el consistorio, ha asegurado Collboni. "No queremos que haya negocios que tengan que bajar la persiana por la emergencia sanitaria", ha señalado Collboni.

Los comercios, bares y restaurantes, autónomos y empresas estarán eximidos de pagar la tasa de terrazas y la de recogida de residuos comerciales e industriales durante los días que no puedan prestar su actividad a raíz del estado de alarma que ha decretado el Gobierno central. En el caso de que la tasa de terrazas, además, se devolverá la parte proporcional si ya han abonado al consistorio esta figura impositiva. En una segunda fase, se estudiarán cambios en las licencias para que los restauradores puedan ajustar la tasa a su actividad real durante el año 2020.

Comparecencia por videoconferencia del primer teniente de alcalde, Jaume Collboni, que se encuentra confinado desde la pasada semana por el coronavirus. En cuanto al recargo municipal de hasta cuatro euros por noche que desde este año grava las pernoctaciones en establecimientos hoteleros, Collboni ha dicho "que se aplaza hasta septiembre su cobro como medida de apoyo al sector".

El primer teniente de alcalde ha destacado que todas estas medidas han sido acordadas con los agentes del sector, y que el gobierno municipal las ha adoptado con el consenso de los dos partidos que lo integran, BComú y los socialistas.

Según Collboni, el Ayuntamiento es "consciente de la angustia que sufren muchas empresas, ya que estos días no está entrando dinero en el cajón". "Para Barcelona, la economía de la ciudad es muy importante, y no queremos que cierre ninguna empresa y que haya despidos" por la afectación en la actividad que implica el estado de alarma, ha señalado.

El Ayuntamiento garantiza que abonará todos los contratos públicos pese a que su prestación o ejecución haya tenido que paralizarse por la emergencia sanitaria. Las únicas condiciones que pondrá a las empresas son "mantener la ocupación y que no haya regulaciones no acordadas". En cuanto a las obras públicas, todas se han paralizado con dos excepciones: el recinto del puerto deportivo del Fòrum y las tareas de extracción de agua freática en la Plaça de les Glòries Catalanes.
(La Vanguardia, 17-03-2020)

Laboral

ATA, UPTA y UATAE piden al Gobierno bonificaciones en la Seguridad Social y que les garantice la prestación por cese de actividad
Las principales asociaciones de trabajadores autónomos, ATA, UATAE y UPTA, han llegado a un acuerdo sobre las tres medidas que consideran que son extraordinarias y urgentes para evitar el impacto humano y económico del coronavirus en España. Entre ellas figuran la prestación por cese de actividad y la bonificación del 100% de las cuotas de la Seguridad Social en casos muy concretos.

Una de las primeras medidas que han pedido de manera urgente es que se reconozca la prestación por cese de actividad. Las tres asociaciones de autónomos han pedido al Gobierno que todos los autónomos tengan garantizada la prestación por cese de actividad, sobre todo en los casos en los que se hayan visto obligados por orden del Gobierno a cerrar sus negocios y abandonar de su actividad empresarial durante dos semanas. Esta petición también se hace extensible a aquellos que deban permanecer en sus domicilios para el cuidado de hijos o de personas dependientes. Se solicita esta medida entendiendo que los cierres se deben a causa mayor.

Además de eso, ATA, UATAE y UPTA han solicitado que se bonifique el 100% de la cuota de la Seguridad Social a aquellos autónomos que se hayan visto obligados a abandonar su actividad por cuidado de hijos o dependientes como consecuencia del cierre de los centros escolares y cuidado de dependientes.

Además, han pedido que se abone también una bonificación del 100% de la cuota de la Seguridad Social para los autónomos que se hayan infectado o estén en cuarentena desde el primer día de baja. Actualmente, percibían hasta el 75% de su base de cotización pero se veían obligados a seguir abonando la cuota excepto cuando dicha baja se extendiese más allá de los 60 días.

De igual modo, las organizaciones añaden que piden que a los trabajadores autónomos con asalariados que se hayan visto obligados por las circunstancias a realizar un ERTE, se les bonifiquen al 100% las cuotas de los seguros sociales de los trabajadores afectados por la medida estudiando, también la necesidad de dotar de liquidez a los sectores de autónomos afectados.
(Cinco Días, 17-03-2020)

Las empresas inician una oleada de ERTE que afectan a más de 100.000 personas
Seat. Burger King. Alsea. CAF. Pikolín. Iberostar. Volkswagen. Cortefiel. Un goteo de grandes empresas han anunciado que el parón fruto del coronavirus les fuerza a adoptar expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) que afectan a al menos 100.000 personas. Estos anuncios se unen al que ya hizo el viernes Iberia —que afectaría al 90% de sus 16.000 empleados—, así como a otras aerolíneas como Norwegian. La pandemia global deja tras de sí una jornada negra para el mercado laboral español que amenaza con repetirse en los próximos días.

Uno de los mayores ERTE lo presentó ayer Seat por la tarde. Afecta a 14.812 personas y lo argumenta por razones de “fuerza mayor” mientras dure la actual declaración de alarma en España. Aunque la tramitación es para toda la plantilla del fabricante español propiedad de Grupo Volkswagen, la compañía prevé limitar su uso a los trabajadores que desempeñan funciones en cadenas de producción y que no pueden teletrabajar, eso afecta a unas 10.000 personas. Fuentes sindicales matizaron que la suspensión podría prolongarse hasta cinco semanas, una vez que sus fábricas ya han paralizado la actividad. La empresa pactó complementar el subsidio de desempleo hasta el 80% del sueldo de sus empleados.

El ERTE más grande fue el que anunció el grupo de restauración Alsea (propietario de marcas como Vips, Starbucks, Cañas y Tapas, o Foster’s Hollywood), que afectará a 22.000 trabajadores. Burger King España fue otro de los grandes empleadores que anunció ayer la presentación de un ERTE, en este caso para sus 14.000 empleados (11.000 propios y 3.000 de locales franquiciados). La cadena de comida rápida decidió cerrar el viernes todos sus restaurantes y ayer descartó seguir sirviendo a domicilio, siguiendo las órdenes y recomendaciones de las autoridades. La suspensión de los empleos durará “hasta que se restablezca la normalidad”, según la cadena de hamburgueserías, que defiende la medida “tras valorar las mejores alternativas para mantener el empleo tan pronto como finalice esta situación y garantizando la estabilidad de la compañía”, añade.

También anunció un ERTE la ferroviaria CAF, que ayer cerró sus plantas de Beasain e Irun (Gipuzkoa), con unos 4.400 trabajadores. Alega también, como el resto, “fuerza mayor” vinculado a la propagación de la Covid-19. La empresa permanecerá cerrada con permisos retribuidos hasta mañana y se acogerá a un ERTE a partir del día 23, según fuentes del comité de empresa.

Tendam, grupo al que pertenecen las marcas Cortefiel, Pedro del Hierro, Springfield y Women’secret y Fifty, informó a los sindicatos de un “ERTE temporal por fuerza mayor”, con efectos desde el pasado sábado que afectará a la plantilla de las tiendas de sus marcas en España y la plantilla de las oficinas centrales de Madrid y de Barcelona. El grupo emplea en todo el mundo a 11.000 personas.

El fabricante zaragozano de colchones Pikolín anunció también una suspensión de empleo ante la paralización de las ventas por el cierre de tiendas. Además, la actividad de su centro productivo y logístico en Zaragoza cesó temporalmente su actividad ayer. Fuentes de la empresa indicaron que están a la espera de las medidas que presente hoy el Gobierno, entre las que se prevé una agilización de los ERTE. En sus oficinas, el 50% de la plantilla ya se encontraba desde la semana pasada haciendo teletrabajo. Pikolín tiene una plantilla de 870 personas en España y no precisó a cuántas afectará el expediente.

También en el sector turístico, la hotelera Iberostar anunció el cierre de todos sus hoteles en España, “una medida que previsiblemente se extenderá en breve a otros países”. La empresa suspenderá temporalmente “la actividad laboral a escala global”. Iberostar cuenta con 34.000 empleados en sus 120 hoteles en 19 países.

En la industria de la automoción, se plantean nuevos expedientes de regulación que se concretarán en los próximos días. Nissan lo negociará hoy en Barcelona con los sindicatos, Volkswagen hará lo mismo en Pamplona y Mercedes, que también paró producción ayer, contempla la misma situación en Vitoria, la mayor planta de la provincia de Álava con 6.000 trabajadores. Renault, que emplea a 14.000 personas en España, planteó a los sindicatos la aplicación de un ERTE para su negocio en España.

Desde el Ministerio de Trabajo aseguraron que están trabajando para inyectar recursos en la política laboral, de forma que la actividad solo se vea afectada unas semanas y lograr la normalidad rápidamente.

A todos estos recortes en grandes empresas se unen el goteo de ERTE que están haciendo las pymes. Tan solo en la Comunidad Valenciana se presentaron ayer 137 expedientes que afectan a 4.683 trabajadores. Y en Cataluña se plantearon otras 70 tramitaciones de ERTE con una afectación sobre 3.819 trabajadores.

La hostelería, que desde el fin de semana sufre la orden de cierre de bares, restaurantes y terrazas, también espera las directrices del Gobierno para empezar a presentar expedientes temporales. En los despachos de abogados especializados las consultas para presentar expedientes se acumulan estos días.

La semana pasada, Iberia anunció su intención de realizar un ERTE que podría afectar al 90% de sus 16.000 trabajadores. Multitud de aerolíneas europeas anunciaron ayer recortes drásticos de capacidad que presumiblemente irán acompañadas de reducciones de plantilla. Por ejemplo, la low cost Norwegian aplicará la suspensión temporal de empleo a casi el 90% de la plantilla, unos 7.300 trabajadores en total.
(Expansión, 17-03-2020)

El Gobierno estudia agilizar los ERTE, suspender cotizaciones y conceder el paro sin cotización mínima
El Gobierno estudia aprobar en el Consejo de Ministros de mañana medidas laborales para paliar los efectos del coronavirus. Entre las iniciativas que baraja están la agilización de los expedientes de regulación de empleo temporales, la concesión de prestaciones sin requerir periodos mínimos de cotización y la suspensión temporal de las cotizaciones de empresas, trabajadores y autónomos, según admiten fuentes cercanas al Gobierno. Todas estas medidas están incluidas en las demandas conjuntas que hicieron los sindicatos mayoritarios y las patronales al Ejecutivo en el documento que le hicieron llegar el pasado jueves.

Junto a estas medidas laborales, el Gobierno estaría barajando una línea de avales para ayudar a las empresas. También estarían estudiando facilitar el acceso de los autónomos a la prestación de cese de actividad, el llamado paro de los autónomos.

El sábado, al acabar el Consejo de Ministros, el presidente del Gobierno anunció que mañana se aprobarían medidas económicas y laborales para mitigar el impacto del virus sobre la economía y el empleo. Sánchez planteó cuatro líneas que vienen a coincidir con las propuestas de los agentes sociales y organizaciones de autónomos.

En concreto, CCOO, UGT, CEOE y Cepyme reclaman una nueva regulación de los ERTE, incidiendo en la causalidad vinculada a los efectos del coronavirus, la simplificación de los procedimientos y el acortamiento de los plazos de resolución. Entre las medidas comunes para los ERTE, los agentes sociales ven imprescindible que se contemple el acceso a la protección por desempleo sin exigir periodo de carencia, que los periodos de la prestación por desempleo consumidos durante esta suspensión no cuenten para futuras prestaciones por desempleo y que se suspenda el pago de cotizaciones sociales por parte de las empresas. Las dos primeras medidas se piden también para los trabajadores fijos-discontinuos.
(El País, 17-03-2020)

Mercantil, Civil i Administratiu

Batacazo histórico en Wall Street, que cae un 13% y de la Bolsa, que baja más de un 7%
Los mercados de todo el mundo han atravesado hoy un nuevo día extremadamente difícil, víctimas de un pánico financiero que no se veía desde las sesiones posteriores a la quiebra de Lehman Brothers, en 2008. La rebaja de tipos de interés de emergencia anunciada que esta madrugada ha ejecutado la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) no ha sido suficiente y Wall Street ha vuelto a desplomarse: el Dow Jones ha cedido un 12,94%, su peor sesión desde 1987. El S&P 500 ha perdido un 11,99%, mientras que el Nasdaq ha caído un 12,32%, registrando así su peor sesión en la historia.

La caída en el parqué neoyorkino se ha acelerado tras la intervención del presidente de los EE UU, Donald Trump. El magnate ha afirmado que es probable que el pico de nuevos casos no llegue hasta julio o agosto y que ha valorado la posibilidad de que la economía de EE UU entre en recesión este año.

El Ibex 35 finalmente ha caído un 7,88%, bajando con una intensidad superior a la del resto de grandes índices europeos y parecida a la que estaban experimentando las Bolsas estadounidenses en el momento de su cese de actividad. El Ibex ha llegado a perder la cota de los 6.000 enteros, pero finalmente ha logrado mantenerla y terminar en los 6.107,2 puntos.

Esta ha sido la primera sesión de la Bolsa española tras decretarse el estado de alarma durante el fin de semana. Hoy se ha conocido el cierre temporal de las fronteras en la Unión Europea tanto a nivel interno como externo. Los ciudadanos tienen la orden de permanecer confinados en sus casas salvo para los desplazamientos más necesarios y el miedo sigue dominando las Bolsas. El índice español ha prolongado una sangría que se ha llevado, en poco más de tres semanas, más de un tercio de su valor.

Los expertos prevén una volatilidad extrema al menos hasta que se vislumbre un cierto control de la epidemia de coronavirus. "Hasta que no se comiencen a ver indicios serios de que la pandemia está bajo control o se anuncie un tratamiento y/o una vacuna eficaz contra el virus, la tensión en las bolsas va a continuar, con días de fuertes descensos seguidos de jornadas de fuertes rebotes", señalan en LinkSecurities.
(Expansión, 17-03-2020)

La CNMV veta todas las apuestas bajistas por un mes para aliviar al mercado
La CNMV corrige y aumenta la decisión que tomó el jueves de la semana pasada, cuando prohibió las apuestas bajistas sobre 69 empresas cotizadas solo durante la sesión del viernes 13. Ahora, veta absolutamente todas las posiciones cortas sobre todos los valores y sobre índices durante un mes, del 17 de marzo al 17 de abril, ambos días incluidos.

El supervisor invoca la "situación de extrema volatilidad que atraviesan los mercados de valores europeos, incluyendo los españoles, su evolución en el contexto de la situación creada por el virus Covid-19 y el riesgo de que en las próximas semanas puedan producirse movimientos de precio desordenados". "Otro factor que se ha considerado han sido las implicaciones de la declaración en España del estado de alarma el pasado sábado, 14 de marzo".

Las posiciones cortas estarán totalmente vetadas en la Bolsa española, sean directas –vendiendo las acciones tras tomarlas prestadas– o a través de cualquier otro instrumento que provoque un efecto similar, como los contratos por diferencias (CFD), los warrants, los swaps o los futuros. El objetivo: frenar la psicosis de los inversores que los fondos oportunitas no agraven el problema. No se permiten las posiciones cortas ni sobre índices ni sobre acciones.

La última vez que la CNMV empleó este poder fue el 12 de junio de 2017, pero sobre un único valor, Liberbank. Entonces, el banco que pilota Manuel Menéndez como consejero delegado se estaba viendo asediado por un ejército de ataques bajistas tras la resolución de Popular. Como en aquella ocasión, y como es preceptivo, el organismo que preside Sebastián Albella ha obtenido la luz verde de la UE.

La CNMV invoca el reglamento europeo sobre las ventas en corto de marzo de 2012, que aclara que puede tomar esta medida cuando las posiciones cortas suponen una amenaza potencial para la estabilidad financiera o la confianza del mercado. "Estas medidas podrían ser necesarias debido a toda una serie de hechos o circunstancias de índole financiera o económica, pero también, por ejemplo, en los casos de desastres naturales o actos terroristas", explica la norma.

En España, se vetaron las posiciones cortas contra el sector financiero entre agosto de 2011 y febrero de 2012; la prohibición se recuperó cinco meses después para todos los valores y finalizó el 31 de enero de 2013. La crisis hizo saltar las alarmas en Europa y se reguló la posibilidad de invalidar las operaciones bajistas, si bien el reglamento de Bruselas especifica que solo en circunstancias excepcionales deben tomarse medidas.
(Expansión, 17-03-2020)

La Fed inyecta 500.000 millones más en el mercado de deuda a corto plazo
La potencia de la Reserva Federal contra el coronavirus parece no tener fin. El banco central, a través de la Fed de Nueva York, ha acordado este lunes la inyección de otros 500.000 millones en el mercado de deuda a más corto plazo, los repos. Ya la semana pasada esta institución acordó la inyección de 1,5 billones a este plazo.

El propio presidente de la Fed, Jerome Powell, reconoció en su intervención por sorpresa de este domingo que habían detectado "tensiones" en el mercado monetario y de deuda soberana a corto plazo. Los repos, compromiso de una entidad financiera con otra de que adquirirá en un futuro un título de renta fija, trata de aquellos activos que se inetrcambian los bancos para poder acudir con ellos como colateral a las subastas de liquidez que organizan los bancos centrales.

La Fed de Nueva York, que tiene entre sus atribuciones intervenir en este mercado, realizará la subasta esta noche. La oferta partirá del 0,1%.

En la intervención del domingo Powell decidió recortar los tipos de interés en 100 puntos básicos y dejarlos en una horquilla entre el 0% y el 0,25%. También desplegó una acción coordinada con los principales bancos centrales del mundo (el BCE, el Banco de Inglaterra, el de Japón y el de Suiza) para inyectar liquidez en el mercado en dólares. Lanzó finalmente un programa de compra de activos de 700.000 millones de dólares, 500.000 millones en bonos del tesoro y 200.000 millones en activos respaldados por hipotecas.

Es la tercera vez en los útlimos seis meses que la Fed se ve obligada a intervenir en el mercado de repos. Además de la inyección de liquidez de la semana pasada, en septiembre realizó por primera vez una subasta de este tipo desde la crisis. Subastó 68.000 millones.
(El País, 17-03-2020)

El Gobierno cierra las fronteras terrestres de España a los no residentes
El Gobierno reestablecerá desde las 00:00 horas de este martes y hasta que se suspendan las restricciones los controles de las fronteras terrestres de España, una restricción acordada con Bruselas para evitar la expansión de la pandemia por coronavirus que obligará al Ejecutivo, como ha reconocido ya hoy, a prorrogar el estado de alarma decretado este fin de semana.

Hasta que se suspenda el estado de alarma, "solo se permitirá la entrada a España por vía terrestre a los ciudadanos españoles y extranjeros con residencia en España, trabajadores transfronterizos, personal diplomático extranjero" o a aquellos ciudadanos que demuestren causa mayor, ha explicado el ministro en rueda de prensa.

También como excepción, para garantizar la continuidad de la industria y el abastecimiento, la medida no tendrá efecto en el transporte de mercancías. El ministro de Interior, Fernando Grande Marlaska, reconocía esta mañana en una intervención en Cadena Ser, antes de la reunión por videoconferencia con sus homólogos de la Unión Europea, que el Ejecutivo no descartaba el cierre de las fronteras para minimizar la capacidad de contagio de la enfermedad.

Antes de la comparecencia de Marlaska, Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea, ha anunciado el cierre temporal -durante 30 días- de las fronteras exteriores en desplazamientos para personas, a la vez que solicitó a Gran Bretaña e Irlanda que se sumaran a la iniciativa. A lo largo de la mañana, Austria, Hungría, República Checa, Dinamarca, Polonia, Lituania y Alemania ya habían notificado la imposición de controles en sus fronteras interiores.

La posibilidad del cierre de las fronteras interiores de los países de la UE se recoge en el Acuerdo de Schengen (Título II, Capítulo I, 2.2) que establece que "cuando así lo exijan el orden público o la seguridad nacional, una Parte contratante podrá decidir, previa consulta a las demás Partes contratantes, que se efectúen en las fronteras interiores y durante un período limitado controles fronterizos nacionales adaptados a la situación".

El ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, aseguraba a primera hora de este lunes que habrá que extender las restricciones más allá de los 15 días exigidos en la ley porque dos semanas no serán suficientes para "ganar la batalla" contra el coronavirus, que afecta ya a más de 9.000 personas en toda España.

En esos términos se expresó Ábalos durante una entrevista en RNE en la que indicó que el Ejecutivo buscará fórmulas para "prorrogar esta situación" de aislamiento: "Es evidente que no tenemos un calendario cierto. Si no tomamos medidas especialmente duras para frenar la propagación del virus y por tanto el impacto en la salud y la vida... no tendría ningún efecto".
(El Mundo, 17-03-2020)

Sector

Lesmes pide a los jueces que hagan un "esfuerzo adicional" para mantener los tribunales en funcionamiento
El presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes, ha pedido a los cerca de 5.500 jueces y magistrados de España que hagan un "esfuerzo adicional" ante la crisis de la pandemia del coronavirus.

"Estaré a vuestro lado en todo momento, ayundándoos en lo que necesitéis", ha manifestado en una carta, recogida por Europa Press, que ha sido enviada por correo electrónico a los miembros de la carrera judicial. En ella, indica que es su "obligación" y "deseo", así como de todos los miembros del órgano de gobierno de los jueces.

El presidente del CGPJ comienza recordando que la declaración este sábado del estado de alarma por parte del Gobierno ha obligado al CGPJ a "extender a la totalidad de España la implantación de medidas extremas" que comenzaron aplicarse el pasado viernes en algunas regiones en España, como la suspensión en todo el territorio nacional de las actuaciones judiciales programadas y de los plazos procesales.

La última instrucción ha sido la que se ha dado a conocer este mismo lunes sobre dejar sin efecto los permisos de jueces y magistrados cuyo disfrute dificulte la prestación de los servicios esenciales durante el estado de alarma y ha advertido que no se cerrará ningún órgano judicial salvo disposición de la autoridad sanitaria competente.

"Actuamos de este modo, como se ha venido haciendo desde el comienzo de la crisis de salud pública, en estrecha colaboración con las autoridades sanitarias, conforme a la responsabilidad que como poder judicial nos incumbe", explica la carta. Añade que está presente la "necesidad inexcusable" del mantenimiento de un servicio público básico, como es la Justicia, con la "protección, también prioritaria, de la salud de los propios integrantes de la carrera judicial".

En este sentido, Lesmes reconoce que estas medidas suponen una "drástica restricción de la actividad jurisdiccional", que van a exigir "un esfuerzo adicional" al "intenso" trabajo ordinario que se realiza.

Por ello, subraya la "responsabilidad individual" de todos los integrantes del Poder Judicial y manifiesta el agradecimiento de todo el CGPJ por el "sacrificio y compromiso con la sociedad española, asegurando el funcionamiento eficaz de nuestros tribunales". "Mayor habrá de ser nuestro esfuerzo y mayor deseo de ayuda a quienes nos necesiten en estas horas de zozobra", agrega.

"Es grande el reto, es enorme la responsabilidad que recae sobre nosotros, pues somos los garantes de un derecho tan elemental para la convivencia, y máxime en estos momentos, como es la tutela judicial de los ciudadanos", afirma el presidente del CGPJ, que dice estar seguro de que el poder judicial saldrá "reforzado" de esta situación. CGPJ

Por otro lado, Lesmes ha aprovechado la carta para hacer hincapié en que el CGPJ estará en todo momento mientras dure esta situación "plenamente operativo" para atender las necesidades de los jueces y magistrados. Así, ha recordado que la Comisión Permanente del órgano de gobierno de los jueces se reunirá diariamente para evaluar y analizar todas las incidencias que se les trasladen.

Las asociaciones judiciales denunciaron este domingo ante el CGPJ las "importantes deficiencias" en materia de medidas de protección en la prestación del servicio de guardia de muchos juzgados. Aseguran que muchos órganos judiciales no han recibido equipos de protección y los traslados de detenidos no se están realizando respetando las recomendaciones del Gobierno.
(Expansión, 17-03-2020)

 
 
 
 
  Seu Col·legial
  Pl. Urquinaona, 6. 6ª planta Delegació Girona Delegació Lleida  
  08010 Barcelona C/ Santa Eugènia 11, 1r B Avinguda Joana Raspall 6, 1r  
  Tel. 93 317 06 86 17005 Girona 25002 Lleida  
  Fax 93 301 37 87 Tel.: 972 22 37 01 Tel.: 973 28 81 37  
  colcatalunya@gestors.cat gestors.girona@gestors.cat gestors.lleida@gestors.cat  
 
 
Nota legal:
Contestant aquest email no obtindreu resposta. Si desitgeu contactar amb nosaltres, podeu trametre un correu electrònic amb els vostres dubtes i/o suggeriments a sac@gestors.cat.
D’acord amb el que disposa el Reglament (UE) 2016/679 de 27 d’ abril de 2016 (RGPD) la Llei Orgànica 3/2018, de 5 de desembre, de protecció de dades personals i garantia dels drets digitals i resta de normativa legal vigent en matèria de protecció de dades, els informem que les dades que figuren en la present comunicació són objecte de tractament per part del COL·LEGI OFICIAL DE GESTORS ADMINISTRATIUS DE CATALUNYA. Aquestes dades seran utilitzades exclusivament per a l’enviament de comunicacions que poden ser del seu interès. Aquestes dades no es cediran a tercers, excepte per obligació legal, i es mantindran mentre no en sol·liciti la seva cancel·lació i/o oposició. La present comunicació s’envia sota l’empara de la Llei 34/2002, de Serveis de la Societat de la Informació i del Comerç Electrònic. Si desitja deixar de rebre les nostres comunicacions comercials, revocar el seu consentiment o exercir els drets d’accés, rectificació, portabilitat, oposició, limitació o cancel·lació, pot sol·licitar, en qualsevol moment, enviant un correu electrònic a l’adreça dpo@gestors.cat indicant a l’assumpte "Baixa comunicacions comercials", o comunicant-ho per escrit, sempre indicant les seves dades personals a Plaça Urquinaona núm. 6, 6a planta, Barcelona. Si considera que el tractament de dades personals no s’ajusta a la normativa vigent, pot presentar una reclamació davant l’Autoritat de control (www.agpd.es).